El gobernador del Meta, Juan Guillermo Zuluaga, aseguró este lunes en La Macarena que su papel como garante entre las comunidades asentadas en el Área de Manejo Ambiental de La Macarena (Amem) con el Gobierno nacional, le permite exigirle al presidente Iván Duque y a sus funcionarios que pongan sus ojos en la problemática que se vive en los parques naturales Macarena, Tinigua y Picachos.

El mandatario llanero en un amplio recorrido y diálogo con la población fue muy enfático en señalar que es urgente que se revise la deforestación, la ganadería en la zona y la siembra de cultivos, entre otras situaciones que está afectando el ecosistema. Su postura además de expresarla en La Macarena, también lo hizo en San Juan de Losada, donde participó en la noche con campesinos de una asamblea.

“Yo soy el más interesado en que se defiendan los derechos de la gente, pero es un compromiso de todos de preservar el medio ambiente. Este no es un trabajo de algunos, debe ser tarea de todos, es unidos que podremos salir de esta crisis”, afirmó Zuluaga.

Agregó que el problema de la tala de árboles y afectación del medio ambiente en esta zona del departamento se debe solucionar con las entidades del Estado, y que la columna vertebral debe ser Parques Nacionales, por lo que rechazó la no asistencia de su Directora nacional, pese a que se había comprometido en participar.

“Dejo mi testimonio de buena voluntad, es necesario revisar también soluciones frente a los problemas sociales. Necesitamos que la gente nos vea con ojos de amigos y no con la desconfianza que nos ven ahora. Tenemos campesinos honorables y con ellos es que nos queremos sentar, las reuniones deben ser en el territorio, y no en Bogotá, y por eso siempre lo haremos así, hablando y sirviéndole a la gente”, puntualizó el Gobernador.