Gracias a la aprobación de la ley 233 de 2018 por la cual se dictan disposiciones para la gestión integral de los páramos en Colombia, la Región Administrativa y de Planeación Especial (RAPE) y la Gobernación del Meta fortalecerán los trabajos que se adelantan en las áreas protegidas del departamento.

Proyecto Páramos

Con estas nuevas reglas de protección ambiental, el ‘Proyecto Páramos’ apoya las acciones pedagógicas que desarrolla con la comunidad, y además ayuda a que la mano del hombre se abstenga a realizar actividades que atenten contra el subsuelo de estas zonas que esconden minerales como el petróleo, carbón, arena silícea, oro y zinc. Características que los hacen susceptibles a la aprobación de títulos que ya han sido restringidos por la sentencia C-035 de 2016.

Con la aprobación de esta ley se darán más garantías como administración departamental para seguir articulando tareas de conservación y educación con la RAPE y otras entidades públicas y privadas, para la conformación de líderes y gestores ambientales de estos complejos y páramos en el departamento, informó Oswaldo Avellaneda, secretario del Medio Ambiente de la Gobernación del Meta.

Cabe resaltar que el ‘Proyecto Páramos’ tiene como objetivos fomentar el uso y ocupación sostenible del suelo por medio de la reconversión; conservar y restaurar zonas de importancia, y establecer mecanismos de articulación, coordinación y gestión socioambiental entre actores públicos y privados. Por tanto, la implementación de esta ley significa que 1.300 familias beneficiadas con el proceso de restructuración podrán poseer alternativas económicas ambientalmente sostenibles.

 

Camilo Andrés Vega Dávila

cvegad@meta.gov.co